El desabasto de gas natural reportado en lo que va del año generó preocupación en los empresarios y afectó a las empresas que aprovechan el gas para generar vapor o calentar agua para producir sus productos (El Economista, 2019). Lo anterior nos invita a una profunda reflexión cuya pregunta principal es:

¿Cómo enfrentar futuras crisis de gas natural? La respuesta es sencilla: calor solar.

El calor solar es la energía que se genera al captar la radiación solar a través de un colector y transferir ese calor a un fluido que puede ser: agua, aire o aceite (Solar Payback,2018).

Esquema de un sistema solar para procesos industriales. Fuente: Solar Payback

Las tecnologías termosolares disponibles son: colectores de aire, placa plana, tubos evacuados, cilíndrico parabólico, fresnel lineal y plato parabólico.

Los colectores pueden alcanzar temperaturas mayores a los 90°C y destinarse a los diferentes procesos productivos de las plantas: limpieza, secado, cocción, lavado, etc. 

Entre los beneficios que pueden obtener las empresas al utilizar calor solar son:

  • Reducir el consumo de gas
  • Ahorros en costos operativos
  • Reducir la emisión de gases de efecto invernadero
  • Seguridad energética

Y tú ¿qué esperas para llevar a tu planta de producción al siguiente nivel y formar parte de la revolución solar? 

Fuente:

El Economista, 2018. Industriales ven “muy preocupante” desabasto de gas natural. 

Solar Payback, 2018. Calor Solar de Proceso para la Industria: México.